Antes de incursionar en la televisión, se abrió al público como modelo. Sus primeras participaciones en la televisión surgen con las telenovelas "Luz Marina", "Caprichos S.A.", "Bienvenida Esperanza", "Leonela", "Selva María", "La Pasión de Teresa" y "Abigaíl", y más adelante "El Desprecio" y “Por estas calles”. Fue aplaudida por su trabajo en “Kaína”.

Ha participado en dramáticos internacionales como lo son "Natasha" (Perú) "Princesa" (Argentina).

Sus comienzos en el cine llegan con una participación en la película de Mauricio Walerstein, "De Mujer a Mujer", y con “Azul y no tan rosa” se reencuentra con su gran amigo actor Miguel Ferrari, quien la dirige en esta obra.